Piscinas Municipales de Salinas de Añana

Que mejor forma de inaugurar el verano que dándose un chapuzón en Las Piscinas Municipales de Salinas de Añana, nuestro último equipamiento, proyecto de Carlos Fernández y Gorka Vicario del estudio de arquitectura Aktua Rehabilitación http://aktuarehabilitacion.com/

Se encuentran en una parcela con una superficie aproximada de 4.400m2 y a lo largo de los años han ido adquiriendo popularidad dentro de la comarca siendo necesarios servicios complementarios cada vez mayores (bar, restaurante, vestuarios, aseos,…). Estas necesidades se han ido ubicando a lo largo del tiempo en distintos edificios dentro de la parcela.

En el año 2017 el Ayuntamiento, con la colaboración del Gobierno Vasco y la Diputación Foral de Álava decidió agrupar todos los servicios en un solo edificio. El objetivo era mejorar la accesibilidad de las instalaciones, ganar superficie libre en la parcela, prever una posible conexión futura con un aparcamiento en la zona norte y conseguir el funcionamiento del bar-restaurante durante todo el año. Además de las premisas requeridas por la Propiedad había otras impuestas por la cercanía del río, el relieve de la parcela, la cercanía de la carretera Foral,… Por ello se optó por ubicar todo el programa en una sola planta en un edificio de 35x10m pegado a la esquina noreste de la parcela.

En el exterior una cobertura de zinc recorre el edificio en toda su longitud de este a oeste liberando las fachadas principal y posterior que son las que contienen los dos únicos huecos existentes: acceso principal y porche al sur y acceso secundario previsto para un futuro al norte. En el interior un pequeño distribuidor da acceso a vestuarios y baños, situándose el restaurante para unos 100 comensales y la cocina en la parte más alejada de la entrada. La madera es el material predominante con sus distintos acabados (estructura vista, mobiliario, algunos paramentos,…). Junto con la cerámica del suelo, el colorido de las mamparas de baños y vestuarios y la iluminación con pantallas LED se le confiere a cada zona del edificio un carácter distinto que se ha querido respetar también con el amueblamiento.

* Se ha optado por un equipamiento práctico, sencillo y de fácil mantenimiento pensado para que los usuarios puedan disfrutarlo al máximo. Dos bancos en perfiles de aluminio estriados, que se proyectan en el plano como el ala de un avión nos dan la bienvenida. Una vez dentro del edificio hemos equipado el bar–restaurante con mobiliario de líneas rectas, resistente y de fácil limpieza, con la cocina industrial realizada a medida. Además de taquillas, bancos y accesorios para vestuarios y aseos.

 

Antes o después del baño podéis visitar el Valle Salado, una de las industrias más antiguas del mundo, en este paisaje salino el ser humano ha sabido aprovechar durante miles de años sus manantiales de agua salada para obtener un producto esencial para la vida, la sal. En el siguiente vídeo puedes conocer un poco mejor cómo funcionan estas salinas de interior desde hace 5.000 años.